1

Biblia Pauperum Una posición de los cristianos al sugerir la lectura de la Biblia es la necesidad de una creencia previa. Así dicen se debe “pedir a Dios y a nuestro Señor Jesús que nos permita recibir y entender el mensaje que guardan las Santas Escrituras.” Además muchas formas de catecismo o de cursos bíblicos impartidos por predicadores (Ej. Los Testigos de Jehová) se basan en un sistema de preguntas y respuestas preparadas especialmente para la persona interesada en la religión. Por lo tanto estos “cursos” parten del presupuesto, por esencia incompleto, de que el que acepta un “estudio bíblico” ya tiene cierta predisposición a creer en Dios, y por lo tanto las preguntas y respuestas, previamente establecidas y preparadas concienzudamente, se encaminan a apoyar esta tesis del cursante. Este sistema todavía no ha perdido su influencia escolástica donde en primera medida la razón se subordina a la fe y en segundo lugar utiliza las preguntas reproductivas (nivel 1) para su actividad pedagógica. “¿Qué quiso decir Jesús con esto o aquello?”, “¿Qué nos manda la Biblia?”, “¿Cuándo Dios habló a Moisés qué le orientó?”; estas son algunas de las preguntas que señorean los llamados “estudios bíblicos” o predicaciones. La esencia de estas preguntas da por sentado que Jesús existió, que la Biblia es la poseedora de las normas que debemos seguir, que Dios existe y que habló.

No se concibe aquí que existan quienes se aventuren a un análisis más profundo en sus predicaciones, pero eso exige cambiar drásticamente el método, y cuestionarse la esencia y su proyección. Evidentemente si se pretende alcanzar cierta profundidad en el análisis de determinado tema, abordarlo en una plática oral es ostentoso e ilusorio, ya que tomaría demasiado tiempo y las ideas muchas veces quedarían truncadas y las preguntas insatisfechas por la presión. Al fenómeno de la predicación oral debe sumársele factores comprensibles como la actitud de los actuantes ante la conversación en general o determinado tema. Además del dominio del tema por los actores, donde casi siempre el predicador tiene un dominio amplio de los versículos bíblicos que apoya su posición y la persona visitada, por lo general, solo tiene, en el mejor de los casos, vagas ideas de lo tratado por lo que es muy difícil que se desarrolle un productivo debate. Pero no parece ser esa la idea, no se predica para producir debate se predica para convencer. Ellos dirían “No hace falta debate cuando está en juego el alma de la persona”. Pero si no hay debate no hay razón y si no hay razón no hay entendimiento lo que lleva a un convencimiento, y por lo tanto a la “salvación de del alma” por convicción. Pero hay otra vía para llegar al convencimiento y es: la fe ciega, (volvemos al escolasticismo, la fe sobre la razón). Lo que no se entiende de la religión no debemos cuestionárnoslo, “solo Dios sabe”, debemos tener fe en sus “designios” pese a todo. testigos estudios 2

Se puede comprobar que muchas veces los predicadores evitan los debates con personas de otras religiones, sobre todo si estas tienen un dominio amplio de las escrituras. Lo consideran “discusiones innecesarias”; ya no parece importar que “se pierda un alma”. Esto claramente sería un problema ya que es muy difícil, al calor de una discusión, hallar los argumentos más idóneos llevando a los querellantes a un círculo vicioso de preguntas y respuestas. 

Ahora, si por el contrario, se procura un debate por escrito que le permita a las parte organizar sus ideas y elaborar argumentos fundamentados con carácter sistémico. Aquí por supuesto se pierde la inmediatez de la plática y la información que, sobre la otra persona, nos ofrece el lenguaje no verbal. Pero al final de cuenta procuramos esta información con fines más apegados al convencimiento que al debate productivo y dialéctico.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s